Matilde Asensi. Iacobus y Peregrinatio.

iacobus

          MATILDE ASENSI CARRATALÁ nace en Alicante en 1962. Estudia Periodismo en la Universidad Autónoma de Barcelona y trabaja los primeros años como periodista de radio y prensa. Posteriormente se incorpora a la Administración para disponer de más tiempo para escribir. Comparte ambos trabajos hasta que en 1999 publica su primera novela El Salón de Ámbar y, desde entonces, se dedica casi con exclusividad a la creación literaria. Cultiva la novela histórica como una manera de conocer el pasado a través de la literatura, pero añade que el presente y las adversas circunstancias sociales la enfadan. Confiesa la escritora que su obra es la expresión de tres temas: el pacifismo, la justicia social y la defensa de los valores humanos. Es por lo que, buscando ese mestizaje entre pasado histórico y temática humanística, escribe dos novelas de estirpe jacobea, Iacobus, en el año 2000, y Peregrinatio, 2004. Ganadora de concursos y certámenes, obtiene en el año 2011 el Premio de Honor de Novela Histórica Ciudad de Zaragoza, además de otros anteriores.

       Galcerán de Born, caballero de la Orden del Hospital de San Juan de Jerusalén, sagaz, culto y médico, es el protagonista de Iacobus. Es llamado por el segundo Papa de Aviñón, Juan XXII, para investigar quiénes asesinaron al Papa Clemente V, su antecesor, y al rey francés Felipe IV. Pero al mismo tiempo recibe el mandamiento de descubrir el tesoro templario que está oculto a lo largo del Camino de Santiago. Viaja acompañado de un escudero singular, Jonás, al que rescata de un monasterio y una hechicera de nombre Sara, que vive en París, con los que formará una familia al cumplir las misiones que le fueron encomendadas y firmar un pacto con los caballeros del Temple. Jonás se descubre que es el hijo de Galcerán y Sara se convierte en su esposa.

.      La novela está contada en primera persona por el propio protagonista, acabada la historia, desde la localidad de Serra d’El-Rei en el año 1319. La trama transcurre unos años antes cuando Juan XXII es elegido Papa en 1316. Y los espacios van ganando en interés, sobre todo, cuando pisan territorio hispano en Somport- Portus Summus, escribe el narrador- para iniciar el camino jacobeo. Intriga, amor, amistad, aventura y desventura constituyen los ingredientes de este relato entretenido y ameno.

    Obra rigurosamente documentada, junto a un estilo riguroso, sencillo y fluido, son rasgos distintivos de la novela. La autora, sin duda, conoce las técnicas narrativas modernas y hace gala de un gran dominio de las mismas. Es particularmente inédito nombrar las etimologías latinas de los topónimos del camino. Como hallazgo importante resulta la descripción de monumentos, iglesias, monasterios y puentes de la ruta, así como la fabulación de historias y leyendas que pueblan los rincones y las veredas del camino.

      Cuatro años después Matilde Asensi escribe la segunda parte del anterior libro con el título de Peregrinatio. Se repiten pues los mismos personajes, pero en esta ocasión el protagonista principal es Jonás, que recibe una carta de su padre para que rehaga el Camino de Santiago como una manera de iniciarse como caballero de Cristo. Este segundo viaje es el pretexto para que la autora profundice en la descripción de pueblos, villas y ciudades del camino, y en el relato de los hechos y leyendas más reseñables.

     El relato resulta una mixtura de ficción y realidad, susceptible de convertirse en una guía de viajes novelada. Eso sí, conserva el sello y gusto propios de la escritora.

 pererinatio

Anuncios

Laura Gallego y Javier Mahillo. Finis Mundi y Filos, un Comando Camino de Santiago.

           finis mundi

         LAURA GALLEGO GARCÍA es una joven escritora nacida en Quart de Poblet, provincia de Valencia, en el año 1977. Estudia Filología Hispánica en la Universidad de Valencia, donde se doctora con una tesis sobre los libros de caballería, pero no sigue como podría esperarse la carrera docente, sino que todo su tiempo lo dedica a escribir. Descubre esta vocación a la edad temprana de 11 años, y desde entonces no ha dejado de tejer relatos, apoyada en el numen del que la naturaleza la ha dotado. La compensación por su tenacidad le llega cuando solo contaba 21 años, ganando el Premio Barco de Vapor con la obra Finis Mundi, 1999. Tres años después vuelve a conquistar el mismo galardón con la novela La Leyenda del Rey Errante. Sigue de cerca la literatura moderna de fantasía y ciencia ficción, pero eso no impide que también admire a Cervantes, Shakespeare o Gabriel García Márquez. Le gustan las letras íntimas y canciones de Amaral.

            Finis Mundi cuenta la historia de tres personajes, Michel, Mattius y Lucía, un monje cluniacense y dos juglares, que peregrinan en busca de tres amuletos- tres Ejes- que puedan salvar al mundo del apocalipsis en el año mil. Transcurre la trama en el año 997 y 998, años en que algunos agoreros, como Bernardo de Turingia, aterrorizaban a la ciudadanía con el advenimiento del final del mundo-suceso social conocido como milenarismo-. La presencia de estos amuletos en diferentes lugares de Europa, permite al narrador situar a los personajes en diferentes regiones europeas, Aquisgrán, Santiago de Compostela y Bretaña al objeto de recuperarlos y cumplir así el papel salvífico que les estaba encomendado. No obstante, Michel, debe entregar además su vida como condición necesaria para la salvación de la humanidad.

       Es una obra de ficción bien construida con un ritmo adecuado, de personajes complementarios y abiertos que evolucionan a lo largo del relato, y con un fondo histórico- el viaje a Roma del emperador de Alemania Otón III, localización de la tumba de Carlomagno en Aquisgrán, expolio de Almanzor de Santiago de Compostela etc.-.No duda en incorporar el folklore de las regiones-presencia de brujas o meigas en Galicia-, dando así a la obra un carácter histórico-novelesco de indudable valor.

           Estilo fluido, fácil y llano, pero cuidado y limpio.

                           filos

      JAVIER MAHILLO MONTE es un pamplonés nacido en 1960. Licenciado en Filosofía, ejerce la docencia como Catedrático de Instituto. Luego se hace Doctor en Filosofía con la publicación de su tesis “El sufrimiento humano según Sto. Tomás”. La docencia la externaliza fuera de los muros del centro e imparte cursos y conferencias a padres, profesores y alumnos, participa en programas de divulgación didáctica en radio y televisión. Acontece que en 1998 contrae un cáncer y tras tres años de lucha abierta fallece prematuramente en 2001. Con solo 41 años,  deja una obra didáctica asombrosa y algún relato de ficción como es Filos. Un Comando Camino de Santiago publicado en 2001. Fue Javier Mahillo quien dijo en una entrevista realizada tres semanas antes de su muerte que la vida hay que vivirla hasta el último día con intensidad.

        La novela cuenta que dos hermanos, Arancha y Koldo, terroristas etarras recién licenciados en Filosofía, emprenden desde Puente la Reina el camino de Santiago. A su lado viaja Jordi, un policía camuflado, que se enamora de la hermana. El objetivo es colocar una bomba en el Pórtico de la Gloria y atentar contra el Presidente de la Junta Gallega. No se consigue el propósito, pero muere el policía tratando de desactivar el artefacto explosivo. Durante el viaje los tres peregrinos aprovechan las soledades del atardecer para dialogar y enhebrar reflexiones sobre cuestiones filosóficas y vitales que importan al autor. Es, pues, una novela diferente a las demás dado el aislamiento de los protagonistas del entorno paisajístico y de las gentes que lo recorren,así como la carga filosófica de su contenido.

     Es sin duda el primer ensayo de este escritor sobre el género de la narración, negándole el destino, que se cruzó malhadado, la posibilidad de un segundo intento.

Basilio Losada y Abel Caballero. La Peregrina. La Elipse Templaria.

 

                  BASILIO LOSADA CASTRO atesora un raro privilegio, ser catedrático de Filología Gallega y Portuguesa en la Universidad de Barcelona desde 1986. Nace en 1930 en el pueblo lucense de Láncara, orgulloso hijo de un herrero, que tuvo que combatir con codos e inteligencia para estudiar las carreras de Filología Románica y Derecho. Tres facetas ocupan la actividad intelectual de Losada: Es más que un notable traductor de libros y escritos, llegando a traducir obras parciales y completas de autores universales como José Saramago, Rosalía de Castro o Pere Gimferrer, por ejemplo. Obtiene en 1991 el Premio Nacional de Traducción. También ejerce la labor de crítico literario con evidente acierto y brillantez, sobre todo, en el ámbito de las literaturas gallega, portuguesa y brasileña. Y por último, a los setenta años se ha propuesto trabajar como escritor de relatos, dando a luz lo que la crítica más exigente ha definido como una de las joyas de la narrativa jacobea, La Peregrina,1999 Dice de sí mismo que tiene diecinueve patrias, curioso, cuando menos.

            losadaEl novelista bebe de la cantiga 268 del Rey Alfonso X El Sabio. Cuenta la cantiga que una mujer de Francia escuchó a unos romeros que en Vilasirga-Sta. María de Villasirga en la provincia de Palencia-la Virgen obraba milagros con sus devotos. Así que ella, nacida con taras físicas-contrahecha– viaja como peregrina para ser curada. Por fin, encuentra la mirífica curación en la Iglesia de Santa María.

            Losada reinterpreta la composición real y enhebra un relato entretenido, ameno y hermoso, ambientado en el siglo XIII. Una princesa procedente de un lugar desconocido de Francia peregrina, acompañada de un pequeño grupo en el que destaca con perfiles propios el bufón, a través del camino de Santiago y encuentra en Villasirga la curación de sus deficiencias. La largueza del viaje permite al narrador evocar la trama de los milagros falsos, que constituyen a veces un negocio de pingües beneficios, los tropeles de gente que transitan para construir las catedrales o evocar las Danzas de la Muerte y el Cantar de Roldán. Es también una historia de amor que crece a medida que los dos personajes principales, la princesa y el bufón, van conociéndose y a la vez transformándose internamente pues, no se olvide, que el camino es un medio de perfección.

           El estilo impecable revela el profundo conocimiento que el escritor tiene de la teoría literaria.

          abelABEL CABALLERO ÁLVAREZ, natural de Puenteareas, provincia de Pontevedra, 1946. Es Doctor en Ciencias Económicas por las Universidades de Santiago de Compostela y Cambridge, y llegó a ser profesor de la Universidad de Vigo durante cinco años (2000 a 2005). Pero Abel Caballero es más conocido popularmente por haber sido Ministro de Transportes, Turismo y Comunicación entre los años 1985 y 1988 con el Gobierno del P.S.O.E. Actualmente, es alcalde de Vigo desde 2007 y comparte esta importante actividad pública con la tarea de escritor. De sus obras, la que retoma el tema del Camino de Santiago es la titulada La elipse templaria, publicada en 2001.

          Con esta novela se trae a la literatura el tema tan manido y a la vez oscuro de la Orden del Temple. Tras haber fracasado estrepitosamente los ejércitos cristianos en las tierras de Jerusalén en manos de los musulmanes, es necesario fortalecer y unificar el cristianismo en Occidente. Para este fin, los templarios son los elegidos por su valor y denuedo en las actividades que se proponen. Necesariamente, además, se plantea el que la sede papal sea trasladada a Santiago de Compostela, siendo los templarios quienes deben asumir esta importante misión. Pese a la voluntad de la Orden, las luchas  de intereses nobiliarios y papales impiden la realización de aquel objetivo.

          Novela bien documentada , con abundantes descripciones de ciudades, que bucea en el ámbito del Temple, una de las aventuras más opacas de la Historia de la Iglesia y de la Historia en general.

Pedro Jesús Fernández y Gonzalo Moure. Peón de Rey. El Bostezo del Puma.

 

            peon de rey 1  PEDRO JESÚS FERNÁNDEZ nace en Albacete en 1956. Obtiene la licenciatura de Geografía e Historia, en la especialidad de Hª del Arte. Fue profesor, Jefe de Exposiciones y Museos de la Junta de Andalucía por oposición, Subdirector General Adjunto del Museo del Prado y responsable de Turespaña como encargado de Turismo Deportivo y Naturaleza. Actualmente vive en Roma y desempeña el cargo de Consejero de Comunicación e Información, es decir, comisario político de las relaciones con la prensa. Colabora habitualmente con el diario El País. Ha escrito dos novelas, Tela de Juicio, en el año 2000, y Peón de Rey, en 1998.

        Peón de Rey, movimiento del ajedrez, es una historia que arranca en 1257 y que tiene como protagonistas al monje dominico Raoul de Hinault y al mismo rey Alfonso X “El Sabio”, jugador y propulsor del ajedrez en la corte toledana del siglo XIII. El monje es llamado a Toledo para el desempeño de una misión diplomática, pero cuando llega a Jaca recibe la orden de dirigirse a Santiago de Compostela para investigar un asesinato que afecta al rey por su amistad con una persona implicada. Consumado este periplo a través del camino jacobeo, que pasa por las villas y pueblos más típicos, San Juán de la Peña, Estella, Santo Domingo de la Calzada, San Juan de Ortega, Sahagún y Santiago, el personaje regresa a Toledo donde entra a formar parte de la Escuela de Traductores.

      Obra de estilo cuidado, abundante léxico del castellano antiguo, tecnicismos arquitectónicos, latinismos y abundantes disertaciones teológicas y filosóficas, narrada en 1ª persona y con frecuentes saltos retrospectivos. No obstante, de fácil y entretenida lectura.

       Sigue la línea policíaca e histórica que inició Umberto Eco.

        GONZALO MOURE TRENOR nace en Valencia en 1951, aunque desde 1989 vive en Asturias atraído por la naturaleza y la calidad ambiental de sus pueblos. Estudia Ciencias Políticas y se dedica al periodismo hasta que en el año 1989 decide cultivar preferentemente la creación literaria. Ha ganado premios tan importantes como el Gran Angular y el Barco de Vapor, entre otros muchos. Tres son los temas principales que transmite a través de sus obras: la ecología y la necesidad de equilibrio entre las relaciones del hombre y la tierra, el trato injusto del pueblo saharaui por la comunidad internacional y los problemas que afectan a la adolescencia y juventud. Precisamente la búsqueda de sí mismo que emprende un joven en el Camino de Santiago es el motivo del relato El bostezo del puma, 1999.

      el bostezo del puma Abram es un muchacho de diecisiete años que sufre el suicidio de su novia Lisa, víctima del consumo de alcohol y drogas, y decide andar el camino para encontrar respuestas a tan doloroso acontecimiento. Entre las peregrinas con quienes entabla comunicación figuran dos personas de caracteres distintos, la una racional, de nombre Alma, y la otra más emotiva y vital, Marion, de modo que ambos protagonistas le vienen pintiparadas al autor para contraponer dos estilos de vida casi opuestos. Con Alma llegan a Finisterre donde queman sus ropas en señal del comienzo de una nueva vida.

        Tiene el relato algunas peculiaridades que no tenían hasta ahora los demás y es que, por un lado, la acción novelesca se desenvuelve en un tiempo actual, moderno, y por otro el espacio que atraviesan los protagonistas lo comparten el camino Francés y el del Norte. Porque, en efecto, el peregrinaje de Abran comienza en Roncesvalles, Zubiri, Pamplona, Puente la reina etc. pero al llegar a Navarrete toma el autobús que lo lleva a Oviedo, y de allí continúa la vía del Norte a través de lugares bellísimos e inusuales como Muros del Nalón, Tapia de Casariego, Ribadeo y así hasta Santiago de Compostela.

       Es una novela narrada en 3ª persona con frecuentes inserciones de diálogos y algunos saltos desde el presente al pasado-“flash back”-donde se amontonan tristes recuerdos. Mantiene un estilo equilibrado entre la emotividad y la sensiblería, con la incorporación de metáforas, comparaciones, simbolismos y bellas descripciones de gran acierto. Y añade también una rica intertextualización-mención de escritores y obras, personajes de otras novelas-, lo que hace aún más singular e interesante El bostezo del puma.

Concha López Narváez. Antonio Martínez Menchén. Endrina y el Secreto del Peregrino. La Espada y la Rosa.

endrina

          CONCHA LÓPEZ NARVAEZ nace en Sevilla en 1939. Sus  primeros años transcurren en Sanlúcar de Barrameda donde vive feliz en contacto con la blancura de esta tierra y la naturaleza, que le influyen notablemente. Estudia Filosofía y Letras, especializándose en Historia de América, y ejerce como profesora de Educación Secundaria hasta que la creación literaria la absorbe completamente. Autora de novela y cuentos breves, obtiene el Premio Lazarillo en 1985 por su relato El amigo oculto. Pero la obra de tema jacobeo es Endrina y el secreto del peregrino, 1987.

             Por primera vez la protagonista es una joven audaz, Endrina, que salva a dos peregrinos que cruzaban los Pirineos del asalto de unos ladrones. A partir de este momento, ella decide viajar con sus amigos hasta el final de la ruta en Santiago de Compostela. Hay dos acontecimientos que mantienen la unidad del relato e interés del lector más joven. Por un lado el peregrino más anciano, de nombre Guillaume, porta una reliquia valiosa en un saco de cuero, cuya identidad se revela al final; y por otro va creciendo entre la protagonista y el peregrino más joven, Henri, una amistad de inciertas consecuencias. Tras diversas peripecias y aventuras logran el propósito de entregar la reliquia al obispo de Compostela, y retornan sin el anciano, que muere, a los valles pirenaicos prometiéndose los jóvenes amistad duradera.

            Relato que enmarca costumbres y tipos variados del camino jacobeo en la Edad Media, pinceladas descriptivas de indubitado acierto como es la gran nevada que sufren nuestros peregrinos próximos a San Millán, y que presenta unos personajes que evolucionan y cambian a lo largo del camino. Es un acierto la recepción de la tradición oral y leyendas dentro del mismo relato, como aquella que cuenta que un peregrino se levantaba de la tumba para hacer sonar la primera campanada de la iglesia que guiaba a los peregrinos en las montañas.

         Estilo cuidado y selecto, y léxico adecuado al contexto histórico, convierten el relato en un cuadro ejemplar de contenidos y formas.

        El caso de ANTONIO MARTÍNEZ MENCHÉN, nacido en Linares (1930), es el de un escritor dividido entre la literatura y el ensayo. Fue víctima de la guerra civil cuando era niño, pues el estallido del violento fratricidio le cogió de veraneo en Segovia, además del asesinato de uno de sus familiares que vivió en sus propias carnes. Como ensayista colabora con numerosos artículos en la conocida revista Cuadernos para el diálogo y en el diario El Sol. Como novelista incorpora a sus novelas algunas de las técnicas narrativas más vanguardistas y en lo relativo al contenido trasmite sus preocupaciones por la situación desmoronada de la España de la posguerra. De la mano de La espada y la rosa, publicada en 1993, entra en la nómina de autores jacobeos.

      La novela guarda resabios bíblicos en su argumento. Moisés, el protagonista, convive con un monje en una abadía abandonada tras haber sido rescatado de las aguas. Junto a un cruzado veterano, Gilberto, vasallo del difunto barón de Forner, emprende el camino de Santiago, pero lo abandonan cuando se descubre que el protagonista es hijo legítimo del barón pues lleva tatuado en las axilas el símbolo de la casa nobiliaria, la espada y la rosa. El final feliz coloca a Moisés en lugar del padre, haciendo justicia al hijo desheredado. El narrador es el propio protagonista, pero se alterna con un narrador omnisciente cuando se intercalan leyendas e historias paralelas-la leyenda del Caballero del Cisne o la canción de Roland-que, a su vez, guardan relación con la trama central.

      Libro bien escrito, entretenido, que mantiene el interés novelesco hasta el final.

menchen

Jesús Torbado. El peregrino.

        el peregrino de torbado  JESÚS TORBADO CARRO nace en León en 1943, aunque vive su infancia en San Pedro de las Dueñas. Dicen sus biógrafos que en la calle de su residencia leonesa estaban alojados algunos zapateros que cosían las sandalias estropeadas de los peregrinos. Esta circunstancia junto a la de haber residido los primeros años en Tierra de Campos, influyen sin lugar a dudas en su interés por el camino jacobeo que traslada perspicazmente a la novela El Peregrino, Premio Ateneo de Sevilla, año 1993. Descubre pronto su vocación literaria como narrador, lo que le aleja de estudios y carreras universitarias que inició y abandonó. La crítica lo sitúa en la etapa de la novela realista de los 50, pero no es solamente un autor testimonial de la realidad objetiva que le circunda, sino que transciende además este nivel para integrarse en una literatura con carga simbólica y subjetiva. Eso sí, nunca pierde el sentido crítico de una realidad política y social a la que fustiga constantemente.

         La novela, que tiene un narrador omnisciente en tercera persona, se distribuye en dos partes o ”libros”, según el juicio del propio escritor. La primera relata el viaje en el siglo XI que a través del Camino Francés un joven francés, Martin de Châtillon, emprende hasta Santiago de Compostela para pedir al Apóstol que libere a su aldea de la peste. Es acompañado de algunos personajes claves, tales como Iscam y Abul Abbás. Iscam falsifica documentos que autentifican reliquias de santos, que no lo son en realidad, mercantilizando este aspecto tan fundamental en las peregrinaciones a Santiago. Abul Abbás es un médico musulmán que acude a Compostela para comprobar qué huesos le faltan al Apóstol. Otros protagonistas principales son D. Ramírez y su hermana Oria, que acompañan a nuestro personaje a San Millán de la Cogolla, donde Oria entra en un claustro de monjas y Ramírez fallece. La segunda parte cuenta el regreso de Martin. Suceden una serie de aventuras de fondo histórico, como es la revuelta de los burgueses de Sahagún que se rebelan contra el poder de la abadía benedictina de San Facundo, pero es reseñable el hecho del rapto de una monja en O Cebreiro con la que convive el agonista en Villafranca del Bierzo hasta que ella muere.

     Con estos antecedentes se singularizan dos temas centrales de la novela: el de las falsas reliquias en un tiempo en que éstas crecen extraordinariamente como motivo principal de las peregrinaciones. No hay iglesia o ermita que se precie en la Edad Media que no exhiba orgullosa huesos o partes corporales de un santo, de modo que Jesús Torbado aprovecha el relato para criticar sin remilgos la manipulación fraudulenta que muchos, incluida la iglesia, hacen de esta cuestión. Pero la diatriba continúa con la colación del tema sobre de quiénes son los restos de la tumba hallada en la Catedral de Santiago, cuestión que ha despertado comprensiones y ataques a pesar del carácter novelesco del texto de Torbado.

    El carácter histórico de la novela lo aportan la presencia de personajes y monarcas de indudable protagonismo en el camino jacobeo. Fernando I, Sancho II y Alfonso VI se suman a los protagonistas anteriores. Otras figuras son meramente nominales, El Cid, Santa Oria, Santo Domingo de la Calzada y el monje Gaucelmo. Por consiguiente el tiempo externo puede situarse en torno a la segunda mitad del siglo XI. No faltan tampoco leyendas jacobeas como la intervención de Carlomagno en Sahagún de Campos contra los baluartes musulmanes, que acudió en ayuda del monarca asturiano Alfonso II,  la batalla de Clavijo, el martirio de San Facundo y San Primitivo, patrones de la villa de Sahagún, etc.

     Es por lo tanto una novela-mosaico de las costumbres y tipos de toda laya y origen, contextualizada en este período áureo del Camino de Santiago, brillantemente escrita y no exenta del humor e ironía que caracterizan a este importante novelista contemporáneo.

Luis Mateo Díez. Las Horas Completas y otros.

BRASAS DE agosto

          A LUIS MATEO DÍEZ se le pueden rastrear relatos cortos o cuentos que tratan del camino de Santiago, de sus personajes, hechos y leyendas. Pasa los primeros años de su vida en la localidad de Villablino, provincia de León, donde nace en 1942, trasladándose a la capital en 1954. Comienza a estudiar Derecho en 1961, aunque concluye la carrera en Oviedo. Gana por oposición una plaza en el cuerpo de Técnicos de la Administración General en el Ayuntamiento de Madrid en 1969. Haber residido a la vera del camino no es un suceso irrelevante para nadie, y menos para un narrador sensible, que acoge con curiosidad  todo el extenso y rico patrimonio cultural que sus antepasados cuentan oralmente. Es académico de Lengua desde 2001.

         Muy tempranamente, en 1973, publica la primera colección de relatos con el título de Memorial de hierbas, de entre los que es un buen ejemplo el titulado Maestro Panicha. La historia del maestro, ambientada en el siglo XVII, la cuenta un narrador de milagros que recorre un trozo del camino y se inspira en varias fuentes para contarla, tres cartas, algunas referencias libros y unas simples hojas amarillas. El maestro viaja acompañado de un pícaro joven, Atanasio de Valduero, que abandona al amo y lo deja sin dinero. Aprovecha la ocasión para trazar un cuadro de costumbres en que los tramposos y falsos peregrinos abundaban por doquier.

         En 1989 vuelve a editarse una nueva colección de cuentos, Brasas de agosto, destacándose el que se titula El sueño y la herida. El protagonista es un librero de nombre Nicolás. Éste decide viajar por el Camino de Santiago para descubrir en León el misterio del contenido de un libro que, de joven, se le fue revelado en un sueño. Posteriormente ese libro ensoñado se le entrega a Nicolás por parte de un extranjero, pero repleto de enigmas incomprensibles. El final del relato no aclara los enigmas pues el peregrino es asesinado por dos personajes antes de entrar en la ciudad.

        Las horas completas es una novela publicada en 1990. Cuenta la salida que cinco sacerdotes realizan una tarde de domingo para visitar a otro cura amigo de una población cercana a León. En esta ocasión se encuentran con un peculiar peregrino tanto a la ida como a la vuelta. El peregrino se presenta como extraordinario cuentista y luego como un taimado ladrón pues les amenaza con matarlos si no le entregan los objetos valiosos de la Colegiata de León. Por fin, acaba herido de muerte porque el arma que blande se le dispara dándole a él mismo. Cuando regresan hallan la Colegiata envuelta en llamas.las horas completas

      Las obras escritas tienen en común el que comparten la misma toponimia del camino, la situada entre Burgos y León, y que el narrador conoce a la perfección por sus orígenes. Nombres tales como Castrojeriz, Frómista, Sahagún de Campos, Mansilla y León, son habituales en sus relatos. Asimismo el maestro Panicha y el peregrino de Las horas completas son dos avezados narradores.

             Luis Mateo Díaz representa una de las voces más originales y poderosas de la narrativa del siglo XXI.